• EH Bolivariana

    El pasado sábado, Gara publicaba un artículo de Iñaki Egaña bajo el título de “Modelo bolivariano en casa” en el que se hacía un somero repaso a los procesos de “de los pueblos en armas” y sus “vanguardias políticas” desde la mitad del siglo XX hasta nuestros días.

    En él concluye, que “tradicionalmente hemos gestionado nuestro bagaje ideológico a partir de los clásicos marxistas, anticolonialistas, librepensadores, guerrilleros y críticos al sistema…Sin la mochila armada (sic), en cambio, los modelos se reducen”.

    Finalmente, hace hincapié en las aportaciones que Chávez consiguió en Venezuela, poniéndolos en referencia con los tres pilares de la lucha institucional, de masas e ideológica que viene anunciando la izquierda abertzale.

    De hecho, todo el análisis es una mirada permanente a la realidad Latinoamericana como ejemplo a seguir en Euskadi, incluido el abandono de la vía militar.

    La asunción por sus propios dirigentes de que la guerrilla era incapaz de ganar militarmente, sumado al hecho de que muchos de ellos han conseguido llegar al poder en sus respectivos países a través de las urnas, se convierten en las principales razones para desmontar todo el tinglado militar… Latinoamérica como referente.

    La influencia que en ETA y su “vanguardia política” tuvo el proceso descolonizador y el trasfondo ideológico marxista -leninista que, que por lo general, tuvo en muchos de ellos, es archiconocido; lo que resulta esclarecedor es cómo medio siglo después éste sigue siendo el referente en un País, como el nuestro, integrado en Europa Occidental.

    Un continente, que por cierto ya ensayó modelos estatales basados en parecidos principios. Un continente donde, pongamos que hablo de Adenauer y Honecker, dos políticos de la misma nacionalidad, con un idioma y cultura común representaban dos mundos absolutamente distintos.

    Tengo muy claro que, teniendo la ocasión, hubiera votado al primero. Al segundo, aún queriéndolo, era imposible; jamás se presentó a unas elecciones democráticas.

     

     

     

     

     

     

    Utzi zure erantzuna →

Utzi zure erantzuna

Cancel reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies